[Checklist Logística] 5 preguntas para optimizar la cadena de suministro

5 minutos de lectura 14 marzo 2024

Cuando un consumidor realiza una compra, la cadena de suministro se pone en marcha. Los clientes cada vez son más exigentes con la calidad de los servicios, por ello, esta serie de interrogantes te servirá como lista de verificación de las acciones que debes considerar, desde que comienza con la preparación de un envío hasta que concluye con su entrega final.

1.      ¿El proceso de preparación del pedido permite un envío rápido?

Respetar y cumplir los plazos de entrega acordados con el cliente es primordial, motivo por el cual conviene dejar listos los pedidos con la mayor velocidad posible. Las fases de picking y packing deben desarrollarse de manera fluida para que la preparación del envío sea rápida y, para optimizar ambas etapas, conocer los indicadores de rendimiento del almacén o KPI es esencial. Un buen orden simplificará el proceso y puedes organizar el almacén siguiendo el método ABC, que categoriza los productos según su aporte económico, o el método LIFO, en el que los últimos artículos en entrar son los primeros en salir.

Los carros de transporte te facilitarán la recolección en el almacén de los productos a enviar, mientras que las mesas y puestos de embalaje te ofrecen un espacio cómodo para tener todo lo necesario en el momento de preparar los pedidos.

Carro de nivel constante RAJA®

2.     ¿Tu proveedor de transporte se preocupa por la experiencia de tus clientes?

Para que la experiencia del usuario sea satisfactoria, además de ser ágil en la preparación del paquete, también debes asegurarte de que este llega a su destino en condiciones óptimas. Por tanto, verifica que la agencia de transporte encargada del traslado presta un servicio de calidad. Esto incluye la posibilidad de que los clientes puedan acceder al seguimiento del paquete y conocer el estado del pedido en cualquier momento, o que haya flexibilidad en el método de entrega si el destinatario no se encuentra en su domicilio.

Los Micro-Hubs urbanos pueden ser una alternativa ante esta situación, pero quizá basta con elegir un embalaje ajustado al contenido, como sobres y estuches de cartón o bolsas de plástico, con un tamaño reducido para que quepan en el buzón.

ALT: Estuche para libros con cierre adhesivo RAJA®

3.      ¿Tu embalaje genera un efecto sorpresa cuando el cliente recibe el paquete?

El momento en el que el pedido llega a manos del consumidor debería vivirse como una experiencia inolvidable. El embalaje juega un papel importantísimo para lograr este efecto guau en el proceso de abrir el paquete o unboxing. No pases por alto detalles como una apertura fácil, una factura visible y a mano o un acolchado elegante. Para este último aspecto, el sistema Geami WrapPak, tanto manual como eléctrico, sorprenderá al destinatario al presentarle los productos protegidos por una original estructura de papel con forma de nido de abeja.

Sistema Geami ® WrapPak RAJA®

Además, optar por la personalización con los logotipos o los colores corporativos otorgará a tus envíos una potente imagen de marca y una cuidada identidad visual.

4.      ¿Tu proveedor de mensajería es EcoResponsable?

Cada vez más clientes aprecian a las empresas comprometidas con el medioambiente: una actitud EcoResponsable demuestra un interés en el cuidado del entorno. Medidas como utilizar embalajes reciclados, evitar los espacios vacíos en el interior de los paquetes o elegir productos monomateriales, como escoger un relleno de papel kraft, contribuirán a transmitir estos valores.

Papel de embalar en rollo 100% reciclado RAJA®

Pero de nada sirve tu compromiso si tu proveedor de transporte no tiene esta misma filosofía. Asegúrate de que la entrega en la última milla se desarrolle de manera ecológica, ya que puede ser uno de los momentos más contaminantes del proceso.

5.      ¿Los costes de tus envíos son óptimos?

Por último y no menos importante: no debes perder de vista el presupuesto invertido a lo largo de esta cadena. ¿Las tarifas van en consonancia con los servicios ofrecidos por la empresa de transporte? En primer lugar, ten en cuenta el tipo de envío, ya que no suponen lo mismo los gastos de un envío nacional que los de uno internacional, o los de uno ordinario frente a uno urgente.

Otro aspecto que debes considerar es el peso volumétrico. Esta medida es clave y has de tenerla en cuenta porque de ella dependen los precios de los envíos. Es imprescindible adaptar el continente al contenido que vas a enviar y las cajas de altura variable son perfectas para ajustar estos tamaños y así reducir costes.

Caja de cartón de altura variable y montaje instantáneo canal simple RAJA®

¿En alguna ocasión te has planteado estas cinco cuestiones sobre tus envíos en la cadena de suministros? En RAJA® siempre estamos dispuestos a dar respuesta a todas tus preguntas.

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *





 

Categorías